martes, 4 de agosto de 2015

Suspiritos exfoliantes a crochet

Hola a todos!!!

Estamos a casi una semana y media del día de la madre acá en CR y este año decidimos que el regalo para mi mamá será (Ma, si estás leyendo NO TERMINES ESTA FRASE... jajaja, por aquello.) un "spa en casa".

Una de las cosas que se me ocurrió agregarle la canasta, es algo que sirva para hacer una exfoliación suave pero sin la necesidad de un producto (auqnue puede usarse alguno). Se pueden hacer de todos los tamaños, usen eso sí, una lana que sea un poco dura para que sirva bien para la exfoliación.


Estas son pequeñas pero pueden hacerlas más grandes o con lana más gruesa.

Como de costumbre, usé una aguja 1.50mm con lana acorde al tamaño. No llevan relleno y aún así mantienen su forma. Son reutilizables y pueden hacer una de estas en menos de una hora, así que pueden imaginarse cuántas pueden llegar a tener si tienen ganas de tejer algo rápido.

Para darle un mayor diámetro, aumenten la cantidad de cadenas y puntos, pero mantengan la forma del patrón:




Una vez que hayan tejido todo el patrón. Pueden dejar un buen pedazo de lana que servirá para coser el patrón hasta darle forma o cerrar con un nudo y preparar una aguja (como estoy en proceso de hacer varios yo lo tengo en una aguja).


Les queda esta forma medio trapezoide. Y ahora lo que deben hacer es doblarlo por las esquinas y cerrar dos bordes, de esta forma:


Una vez cosido les queda de esta forma:


Al final solo cosan un borde con hilván y tiren de él fuertemente para poder obtener un cierre total. Para que quede con la forma de suspiro, inserten la aguja o el hilo por el medio del primer borde y cierren el segundo borde con hilván usando el mismo hilo.

Ya tienen su suspiro para exfoliación. Estos pequeñitos sirven mayormente para la cara. Pueden hacerlos más grandes para el cuerpo.

Bueno espero que los prueben, sirven bastante aunque no lo parezca. :)

Nos vemos pronto! Un abrazo a todos y ojalá les haya gustado.